lunes, 19 de noviembre de 2012

ERRORES COMUNES DE REDACCIÓN

Estamos acostumbrados a escuchar o leer muchas palabras y expresiones incorrectas que acabamos añadiendo a nuestro vocabulario. Teniendo como referencia el DRAE (diccionario de la Real Academia Española) no nos viene mal recordar los errores más habituales con la intención de ayudar a evitarlos.

La lengua española, como todas las demás, adopta vocablos de otros idiomas y con ello se enriquece y se perfecciona. No obstante, es comprensible que en el DRAE no aparezcan estas nuevas palabras hasta que se consideran lo suficientemente extendidas y utilizadas, pues muchas de ellas no pasan de ser una moda efímera. También hay algunas de estas importaciones que están incluídas en el DRAE pero en España se utilizan muy poco, por lo que, en algún caso, es preferible usar sinónimos para hacernos entender más facilmente. En este resumen que viene a continuación, además de los errores que cometemos con estas aportaciones de otros idiomas, se incluyen, en general, los  usos incorrectos  que  están más extendidos  en España.

CHECAR
Procede del verbo inglés to check. La RAE lo admite, al igual que el verbo chequear. No obstante, es de uso muy local (México) y en España puede resultar más práctico utilizar examinar, controlar, cotejar, inspeccionar, revisar...

STANDARD
En el DRAE aparece estándar, estándares, estandarizar y estandarización. Y también tipo, modelo, norma, patrón o referencia. Standard es incorrecto.

REPORTAR
Del verbo inglés to report. También este verbo está admitido en el DRAE, entre otras acepciones, como transmitir, comunicar o dar noticia. Es preferible no utilizarlo para referirnos al hecho de escribir o remitir un informe, y en otros casos, siempre podemos decir informar, analizar, exponer o notificar.

MONITOREAR
No está recogido en el DRAE. Evitemos su uso utilizando palabras correctas como supervisar, controlar, comprobar o revisar.

REMOVER
Significa menear, agitar, sacudir, y también pasar algo de un lugar a otro. En ninguna de las acepciones con las que aparece en el DRAE es sinónimo de borrar, quitar o retirar. No se nos puede remover de una lista de correo, por lo menos en el sentido de eliminar.

CHANCE
Según el DRAE, oportunidad o posibilidad de conseguir algo. Esta palabra es muy común en algunos pases de habla hispana, mientras que en otros prácticamente no se conoce. Seremos más claros si utilizamos otros sinónimos más comunes.

Y/O
Esta doble conjunción no es necesaria, cualquiera de ellas puede significar opción o inclusión, dependiendo del contexto.

SIGNOS DE INTERROGACIÓN Y ADMIRACIÓN
Los signos de principio de interrogación y admiración son tan característicos de la lengua española como la propia letra «ñ». No caigamos en la mala costumbre de prescindir de ellos. Incluso si escribimos con un ordenador cuyo teclado no tenga estos símbolos, podemos obtenerlos fácilmente por medio de su código ASCII.

ADJETIVOS NUMERALES
Muchas veces se utilizan los adjetivos numerales partitivos como ordinales. No es correcto decir era su doceavo aniversario. Los partitivos (onceavo, doceavo) se refieren a las partes en que se divide un todo, mientras que los ordinales se refieren al orden que ocupa algo (undécimo, duodécimo).

A NIVEL DE
Siempre se puede encontrar en español una palabra o expresión que nos evite usar esta trillada locución. En lugar de escribir «a nivel de actividad, el proyecto va muy bien» resulta mucho más claro y menos rebuscado escribir «la actividad del proyecto va muy bien». No obstante, los manuales de estilo coinciden en que puede utilizarse esta expresión cuando existan jerarquías. En caso de duda, siempre es preferible usar en el ámbito, en el medio, en el contexto o simplemente «en».
 
DE QUE
Cada vez oímos más cosas como esta: pienso (creo, opino, dije) de que las cosas van bien. Hay verbos que deben ir seguidos por «de que», pero añadir estas dos palabras cuando no hacen falta es un error del lenguaje que se denomina dequeísmo. Así diremos pienso que..., creo que... Y también estoy seguro de que..., les informo de que....

Una manera sencilla de comprobar si lo hemos utilizado correctamente es hacer la pregunta correspondiente: ¿Qué pienso?, ¿De qué estoy seguro? La supresión indebida de la preposición de cuando es necesaria se denomina queísmo, error originado por la ultracorrección del dequeísmo.
 
S, Z, C
La mayoría de los hispanohablantes pronuncian la z y la c antes de e, i como s. En realidad, el sonido de estas letras sólo se diferencia en algunas regiones de España.

Esta forma de pronunciar se denomina seseo, y está tan extendido que no se considera un error. En cualquier caso, la ortografía de la palabra debe mantenerse, y sí que constituye un error escribir sapato en lugar de zapato, o serca en lugar de cerca.

Puede dar lugar a disparates como siervo en vez de ciervo o coser en vez de cocer. En caso de duda, consulte un diccionario.
 
CONCIENCIAR
Es una palabra que se utiliza mucho en este sitio web, y que significa adquirir o hacer que alguien tome conciencia de algo. Está recogida en el DRAE, y es correcta. Si esta palabra no se utiliza en la zona donde usted vive, use sensibilizar, que aunque no es tan específica, está más extendida.
 
CONTRA MÁS
Es un error de sintaxis, un vulgarismo. Hay que decir cuanto más.
 
EL CUAL / LA CUAL
En las preposiciones explicativas, el cual, la cual y sus plurales pueden ser sustituidos por el relativo que, lo que contribuye a la sencillez del texto y a evitar la apariencia de redundancia. Frases como «la niña, la cual no había ido nunca a la escuela, estaba asombrada» pueden convertirse en «la niña, que no había ido nunca a la escuela, estaba asombrada».
 
GÉNERO / SEXO
En español, género y sexo no son sinónimos. El género es un rasgo gramatical, y corresponde a las palabras. Por el contrario, el sexo es una condición orgánica, que poseen los seres vivos.

Por lo tanto es un error adoptar las expresiones del tipo discriminación de género o igualdad de género. Es mojigatería temer la utilización de la palabra sexo, debemos referirnos a las relaciones entre las personas como discriminación sexual o igualdad entre los sexos.

Hay un debate abierto entre la Real Academia y algunos sectores que desean la aceptación de la palabra «género» en el mismo sentido que en el idioma inglés para que se pueda utilizar en la denominación de leyes y otras expresiones más comunes, pero por el momento esta acepción no aparece en el diccionario.
 
LAÍSMO, LEÍSMO, LOÍSMO
Errores bastante comunes en algunas regiones del centro de España, y no tan habituales en el resto del territorio español ni en Hispanoamérica.

- Laísmo: utilización incorrecta del pronombre «la» como complemento indirecto. No es correcto decir «la dijo que leyera en voz alta», hay que decir «le dijo que leyera en voz alta». 

- Loísmo: utilización del pronombre «lo» como complemento indirecto: «lo dio un caramelo» en lugar de «le dio un caramelo». 

- Leísmo: utilización de «le» como complemento directo masculino. La abundancia de leísmo en la literatura es tal, que la RAE ha acabado por aceptarlo cuando se refiere a personas. Así, es correcto decir «le llamaron por la tarde», pero no lo es «el perro era tan feroz que le tuvimos que atar».
 
NÚMEROS (GRAFÍA)
Cuando tengamos que escribir números con guarismos, y para evitar malentendidos, es preferible respetar la norma ISO, y así no separar las cifras de un número alto, o si queremos una mayor claridad, utilizar puntos para separar los miles, millones, etc., en lugar de comas como en inglés, que en español separan los decimales.

Así, escribiremos 1000 o 1.000 (mil), 2000000 o 2.000.000 (dos millones) y 6,5 (seis con cinco).

IMPORTANTE:
En este artículo se ha respetado el título y la mayoria del texto original que se incluye en la web CEC , por considerarlo muy instructivo y un ejemplo de buena redacción. La autora es Mª Lourdes Sada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada